lunes, 15 de octubre de 2012

¿Cómo abrir una lata agitada?

¿Quién no se ha encontrado alguna vez con una lata agitada o que se cae y hay que esperar un poco para abrirla sino quieres dejar todo hecho un cirio? 

Pues resulta que el problema tiene una solución sencillísima que desconocía. Mira el vídeo.



Explicación científica

Los gases son solubles en los líquidos. A partir de un gas y un líquido, hay una cantidad (máxima) de gas que podemos disolver en el líquido.

Esta solubilidad disminuye si aumentamos la temperatura (Ley de Henry) o, como en este caso, si agitamos la disolución. 

Al agitar la lata indiscriminadamente, una parte del gas se libera (deja de estar disuelto) y se forman muchas burbujas, que quedan adheridas a  las paredes de la lata. 

Cuando como unos valientes abrimos la lata, existe una diferencia de presión entre el interior (presión alta) y el exterior (presión baja).  Esto hace que las burbujas suban hacia la superficie, arrastrando el líquido y formando la espuma que saldrá de la lata en tromba.

La solución es dar pequeños golpes con los dedos alrededor de la lata (en la base y en la parte de arriba, también funciona). Así, las burbujas de las paredes se desprenden, subiendo hasta la parte superior de la lata. 

Cuando la abramos, el gas saldrá, pero no se llevará por delante el líquido, y apenas se formará espuma.   

En inglés...


No hay comentarios:

Publicar un comentario

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...